Sala de la ALMAZARA de CERA
Galería de Imágenes e información Exposición monográfica permanente sobre APICULTURA



Primera exposición permanente sobre APICULTURA
de la Provincia de Valencia, en ARAS DE LOS OLMOS

La SALA DE LA ALMAZARA DE CERA, es la primera sala de exposiciones monográfica permanente sobre apicultura de la provincia de Valencia.


La exposición se estructura en cinco bloques temáticos:

  • La apicultura en La Serranía
  • La apicultura pastoral
  • El calendario apícola
  • Los usos de la miel
  • El aprovechamiento de la cera

A destacar la prensa de torno, de madera, utilizada para prensar la cera resultante del desellado de los paneles de la extracción de la miel, de reciente restauración.


Esta exposición constituye la primera fase dentro del proyecto de creación del ECOMUSEO DE ARAS DE LOS OLMOSInformación, que hablará de las actividades más representativas del modo de vida tradicional en la comarca.Una de ellas es la apicultura, que durante siglos ha constituido un complemento esencial de la agricultura de secano y la ganadería. Mencionar que este proyecto ha sido elegido entre los tres primeros finalistas en los Premios de Diputación 2003 en el área de Conservación de Patrimonio.


En el pasado, la apicultura fue una actividad doméstica importante en La Serrenía. Uno de los testimonios más antiguos son las colmenas del Convento de San Francisco, en Chelva. Por otra parte, un Privilegio Real del Archivo de Titaguas datado en 1749, pone de manifiesto el carácter transhumante de esta actividad.


La Sala de la Prensa de Cera es la primera radial del ECOMUSEO. La exposición pretende contextualizar la cerería en el marco de la economía tradicional. Una primera parte está dedicada a la apicultura pastoril, característica no solo en la comarca, sino en todo el territorio valenciano.


La segunda parte de la exposición recrea el entorno del obrador de cera. Trata de reconstruir el proceso de elaboración de los panes de cera virgen, las relaciones entre el dueño de la prensa y los colmeneros y, por último, algunos de los usos tradicionales de la cera.